El Teatro Romano de Mérida, recuerdos de Emérita Augusta

Teatro Romano de Mérida

“¡Están locos estos romanos!” al menos, eso es lo que debieron pensar los de Emérita Augusta, que por aquel entonces así se llamaba Mérida, cuando les dijeron de construir aquel inmenso Teatro. ¡Quien les iba a decir que siglos después aquel teatro romano acabaría por convertirse en símbolo de toda una región, Extremadura, y en monumento simbólico de un país, España.

Seguro que si visitáis Mérida uno de los primeros lugares a los que iréis será a este célebre Teatro Romano. Se localiza concretamente en la zona oriental de la ciudad y fue construido por Marco Agripa, yerno del emperador Augusto, concluyéndose sus obras en el año 15 a.C. Realmente se trata de uno de los teatros romanos más impresionantes que se pueden ver en la actualidad.

Tiene capacidad para unos seis mil espectadores y se mantuvo en uso hasta el siglo IV. Desde entonces no fue sino hasta principios del siglo XX cuando volvió a recuperarse, ya que en la época cristiana se cubrió de tierra ya que resultaba inmoral, albergando hoy en día el famoso Festival de Teatro Clásico de Mérida, al que ya desde aquí os invitaremos a ir para disfrutar de buen teatro en un ambiente increíble.

Precisamente si asistís a alguna obra de teatro en esta magna estructura veréis el proscenium o escenario que consta de dos cuerpos y está decorado de manera elegante con esculturas de divinidades y personajes imperiales. Es increíble pensar que loo que vemos ahora no tiene nada que ver con el esplendor que tuvo este teatro en su origen.

Antes de llegar hasta el escenario pararos un momento a la entrada del teatro y descubriréis el porqué habéis llegado hasta aquí. La atracción que se siente es tal que es imposible no hacer un viaje en el tiempo con la imaginación hasta la época romana. Os recomiendo que vayáis bien temprano por la mañana para evitar las aglomeraciones y poder respirar esta sensación.

Junto al Teatro Romano se encuentra precisamente el Anfiteatro Romano de Mérida, construido un poco más tarde, en el añoo 8 a.C. Resulta espectacular su forma elíptica y su capacidad para más de quince mil espectadores. Fuera de este recinto, pero contiguo, se encuentra la Casa del Anfiteatro en donde veréis la Casa de la Torre del Agua de los siglos I al IV, ambas con excelentes mosaicos.

Sin lugar a dudas que resulta uno de los grandes monumentos de España y al que no podéis dejar de visitar si estáis de turismo en Mérida.

Foto Vía Toni Escuder

Leave a Reply