La Catedral de la Asunción, en Coria

Catedral de Coria

La ciudad de Coria, en la provincia de Cáceres, es de esos lugares que te impresiona y del que te llevas un recuerdo muy agradable. Es otro más de esos rincones de esta Extremadura a la que suelen llamar desconocida los que aún no han tenido el honor de visitarla, porque para los que lo hemos hecho de desconocida nada de nada.

En Coria hay mucho que visitar, sobre todo en su centro histórico, con hechuras plenamente de medieval. Hoy nos quedamos en su magnífica Catedral de la Asunción, el edificio más representativo de la ciudad y tal vez una de las iglesias más bonitas de Extremadura.

Construida en los siglos XVI y XVII, esta iglesia sustituyó a la antigua de carácter medieval. Sólo tiene una nave en su interior y varias capillas laterales, pero la verdad que es bastante amplia. Pero antes de entrar nos situamos frente a la Puerta del Perdón, de estilo renacentista y plateresco. Desde allí se puede admirar la torre, construida a mediados del XVIII, que se vio seriamente afectada por el terremoto de Lisboa de 1755. Fijaros cómo parece bastante ancha para la altura que tiene, ¿no?.

El interior de la catedral es de estilo gótico. Cuenta con un fabuloso retablo mayor, un coro de genial factura en el centro de la nave, sobre todo la sillería gótica, además de la Capilla de los Maldonado, los sepulcros de los obispos Ximénez de Préxamo y García de Galarza, sus órganos y el Museo de la Catedral de Coria, situado en el claustro del siglo XIV, que alberga el que se cree Mantel de la Sagrada Cena, que antes asomaba en el Balcón de las Reliquias, situado junto a la portada norte.

Desde 1931 esta Catedral de Coria es Monumento Histórico-Artístico. Se levanta por encima de la ciudad, y de noche la veréis completamente iluminada, lo que es un enorme privilegio. De día se puede contemplar mucho antes de llegar a Coria. Lo que está claro es que Coria bien merece una visita, en la que tenéis que pasaros por su imponente catedral.

Foto Vía: Foro Ciudad

Leave a Reply